El factor Liliana Olea en Tonalá

El factor Liliana Olea en Tonalá

Pocas cosas tan interesantes, en el acontecer político, como presenciar un hecho que altera la predecible ecuación.

Eso exactamente está pasando en MORENA Jalisco y su elección de candidato a la presidencia municipal de Tonalá.

La ecuación decía que, Sergio Chávez el último alcalde priísta de Tonalá, era el candidato de MORENA a la presidencia municipal de Tonalá.

La otra opción seria era Carlos Rodríguez Burgara, ex panista que ahora en MORENA busca cumplir su sueño de ser presidente municipal de Tonalá.

Las cosas se complicaron cuando la alianza PT, MORENA y Verde Ecologista en un momento pudo haber funcionado en Jalisco, ahí surgió el nombre de Chuy Morrayo, que realmente no es un nombre, sino el apodo de José de Jesús Guzmán García.

Así, de un momento a otro, Chuy Morrayo era el invencible candidato de la alianza PT, MORENA y Verde Ecologista. La alianza no se dió, y Chuy Morrayo se cayó, un casi 3% de oportunidad es lo que ahora muestra las encuestas para Chuy Morrayo.

Entonces, corren los morenistas a registrarse, pues ahora sí, la candidatura de MORENA será para un morenista.

Es en ese momento, cuando se cae Chuy Morrayo y los morenistas corren a registrarse que, surge una opción no considerada: MORENA Jalisco podría poner a una mujer como candidata.

Ahí es donde surge el factor Liliana Olea Frías, la única joven que se había apuntado al iniciar el registro de candidatos, quien cuenta con el apoyo de cuadros políticos importantes en Tonalá y trabajo en tierra que respalda su candidatura.

Conforme pasa el tiempo, la pre-candidaturadel Liliana Olea cobra fuerza, u el rumor de que va mujer en Tonalá, también.

Ahora los viejos políticos que buscaban ser «el bueno», tratan de meter a mujeres de su equipo a competir con Liliana Olea, pero, son mujeres a las que nunca se les ha dejado ser líder en los equipos, no se les conoce y carecen de seguidores; incluso buscan posicionar a una reconocida expanista que no tiene trabajo, ni arraigo en Tonalá.

Incluso, dos candidatos de partidos que compiten ya en Tonalá reconocen el trabajo de Liliana Olea y su capacidad de convocatoria dentro del movimiento feminista, es algo que reconocen les pone nerviosos al considerar enfrentarse a Liliana Olea como candidata, nunca se ha dado algo así en Tonalá.

Los números de las encuestas realizadas por otros partidos muestran con mucha fuerza la candidatura de Liliana Olea, lo que les está llevando a reconsiderar su estrategia de campaña.

La vieja forma de hacer política y acuerdos en Tonalá está cambiando, la ecuación la alteró una joven maestra universitaria, cuya familia de artesanos no le impuso límites de participación política por ser mujer. Esperemos está alteración a la ecuación política, sea para bien.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *